viernes, julio 31, 2015

Nuevo Código Civil: la Identidad, ¿los mismos prejuicios?

Comienza a regir el nuevo Código Civil suplantando al utilizado por 144 años. La nueva ley traerá cambios muy concretos, que son, según los especialistas, un esfuerzo por aggiornarla al modo de vida de la sociedad del siglo XXI.
Respecto a los hijos y al Origen Biológico el flamante Código establece que las personas nacidas mediante técnicas de reproducción asistida tienen derecho a conocer su origen biológico. El centro médico deberá guardar un registro, al que el hijo podrá acceder mediante presentación judicial en la que certifique las razones por las que quiere conocer esa información.
¿Y nosotros? Me refiero a las personas que no fuimos adoptadas sino anotadas como hijos propios (apropiados), que tenemos partida de nacimiento y DNI con datos falsos. No sabemos cuándo nacimos en verdad ni dónde, desconocemos antecedentes médicos, culturales, étnicos, lo que sucedió cuando nacimos.
Somos el producto de una costumbre social de muchos años.
Se levantan las banderas de los DDHH, la ley de adopción reconoce el Derecho a la Identidad a los adoptados, ahora también a los nacidos por donación de gametas.
Dicen que el anterior Código era obsoleto para seguir regulando la vida de los argentinos.
¿Nosotros no somos argentinos? ¿No somos personas?
Estamos en una situación muy grave que no buscamos, que no provocamos y nos encontramos mendigando por un derecho que legítimamente nos corresponde.
Pero seguimos siendo invisibilizados, negados.
La sustitución de identidad genera daños físicos y psicológicos, nuestros hijos también se ven perjudicados más que nada en lo referido a la salud.
A fin de año perderán estado parlamentario 4 proyectos de ley en el Congreso Nacional que garantizaban la búsqueda de la verdadera identidad de origen. Y no será la primera vez que suceda, desde el 2003 que presentamos proyectos sin lograr su tratamiento.
¿Cuántas veces más van a ilusionarnos, a jugar con nuestros sentimientos? Porque trabajamos mucho en esta lucha desigual y nos ilusionamos con cada proyecto que presentamos que pretenden ayudarnos a conocer nuestra Verdad.
Ciudadanos de 2ª, así nos hacen sentir, pareciera que pueden más los prejuicios que el respeto que merecemos por ser sujetos de derecho.
Tengan la seguridad de que no vamos a bajar los brazos hasta que se cumpla con la Universalidad del Derecho a la Identidad.

Graciela Palma Arizaga (Ciudadana sin Identidad)
DNI (con datos falsos) 16.496.527
palmagraciela@gmail.com