miércoles, octubre 01, 2008

Un Congreso para todos los argentinos

En reunión de asesores de la Comisión de Derechos y Garantías del Senado noté mucha desinformación de parte del oficialismo sobre la búsqueda de la verdadera identidad de origen. Decir que si pedimos ayuda al Estado tenemos que hacernos cargo porque los funcionarios públicos tienen la obligación de denunciar si observan un delito (en nuestro caso sustracción de identidad) y se verá afectada la familia de crianza es una barbaridad. Si justamente hablamos de que nuestros casos no son de lesa humanidad, ¿qué van a denunciar? ¿Que hace 40 años alguien anotó como propio a un hijo? Estamos hablando de que la restitución de la identidad es posible si hay voluntad política. Cuando conviene dicen que nuestros casos prescribieron y cuando no, que no prescribieron. Un poco de seriedad Sres. y de sentido común. Aunque no lo quieran ver somos millones pero somos millones de seres humanos que no queremos revanchas ni venganzas simplemente que se cumpla con un derecho legítimo para dejar de vivir en una nebulosa, conocer nuestra propia historia, la verdad. Y eso será posible cuando el Estado garantice a nivel nacional las búsquedas. Ni las ONGs ni los particulares debemos manejar información indiscriminadamente, ni acceder a todo tipo de bases de datos, eso no es serio, no es legal. Discutamos, intercambiemos ideas pero para llegar a un objetivo en común y en beneficio de las personas. Hasta ahora solo recibimos cuestionamientos, desconfianza y nos sentimos interrogados cuando a la víctima solo debe ayudársela. Sres. Senadores, asumieron una gran responsabilidad y juraron velar por los derechos de todos los ciudadanos. No pretendan manejarnos políticamente, enredarnos en esas cuestiones. El Derecho a la Identidad es para todos los seres humanos. Uds. son nuestra esperanza por eso se los votó.
Graciela Palma (ciudadana sin identidad) DNI 16.496.527
palmagraciela@gmail.com